Salud

En 1955, antes de que los pañales desechables fuesen introducidos al mercado, se estimaba que el 7% de los infantes y niños padecían de reacciones alérgicas al pañal. En 1991, mucho después que los pañales desechables dominaban el mercado, el número aumento a 78%. Los pañales desechables contienen residuos de Dioxina, que surge del proceso del blanqueo de papel. Es un químico carcinogénico enlistado por la EPA como el más tóxico de todos los ligados al cáncer. En pequeñas cantidades, causa defectos de nacimiento, supresión del sistema inmunológico, enfermedades de la piel y del hígado, y daños genéticos en animales de laboratorio. Está prohibido en muchos países pero

 no en Estados Unidos. Los pañales desechables contienen Tributyl-tin (TBT) un contaminante tóxico que causa problemas hormonales en humanos y animales. Los pañales desechables contienen Poliacrilato de Sodio, un polímero súper absorbente (SAP) que se convierte en una sustancia gelatinosa cuando se moja. Puede causar irritaciones de la piel y reacciones alérgicas severas que incluyen vómitos, infecciones y fiebre. Investigaciones demuestran que la temperatura del escroto en los varones aumenta usando pañales desechables y que su uso

 prolongado podría eliminar el mecanismo fisiológico de enfriamiento testicular, importante para la espermatogénesis normal, lo que puede ser un factor para la esterilidad masculina.

 

Compartelo

Economía

Un bebé usa un promedio de 6,000 pañales en los primeros tres años. Si utilizas pañales desechables puedes gastar hasta $65 al mes, y más de $1,600 cuando tu bebé cumpla dos años. A cambio de tu dinero tendras sólo pañales apestosos en un vertedero. Los pañales de tela pueden usarse una y otra vez y no entran a un vertedero hasta que no son mas que harapos. Utilizando pañales pre doblados (prefolds) de tela y cubiertas (covers), necesitarás varias docenas de varios tamaños que podrás reutilizar. El costo de los pañales de tela puede ser menor de $300 por un set básico o variar según la selección de pañales que pueden ser orgánicos, “fitteds” de bambú y cubiertas de lana natural o de telas de diseñador.

Ambiente

Los pañales desechables generan 60 veces más desperdicios sólidos que la tela. Los pañales desechables usan 20 veces más materia prima como petróleo y pulpa de madera. Se estima que el tiempo de descomposición de una pañal desechable toma alrededor de 250-500 años bajo circunstancias óptimas, mucho después que tus tataranietos ya no estén. Los pañales desechables son el tercer artículo de consumo depositado en los vertederos, y representan el 4% de los desperdicios sólidos. Un niño usando pañales desechables genera el 50% de la basura de su hogar.

 Se estima que 27.4 billones de pañales desechables se consumen cada año en Estados Unidos. Más del 92% de los de un solo uso terminan en el vertedero. Las instrucciones en los empaques de los pañales desechables advierten que toda la materia fecal debe depositarse en el inodoro antes de ser descartado, aún así menos del 1% de este desperdicio es desechado por el sistema sanitario.

 En 1988 cerca de 300 millones de dólares se gastaron anualmente sólo para descartar pañales desechables, mientras que los pañales de tela de algodón se reúsan de 50 a 200 veces antes de ser convertidos en trapos.

 

• Más de 300 libras de madera, 50 libras de “petroleum feed stocks”

y 20 libras de cloro se utilizan para producir pañales desechables por año para un solo bebe.

• En un intento por reciclar pañales desechables, en la ciudad de Seattle durante un año, Procter & Gamble (Pampers) concluyó que no era una tarea costo efectiva a ninguna escala, pero continúan promoviendo

 su uso sin ofrecer alternativas ecoamigables al consumidor.

Traducido al español de los documentos de Real Diaper Association.

Para mayor información refiérase a  Real Diaper Association

Miembros de la Real Diaper Association  desde 2010

Copyright © 2015 − Viva la Tela, Inc.  |  Todos los derechos reservados